Evidencian cómo residuos del herbicida Roundup de Monsanto son tóxicos para el ser humano


Se encuentran en los principales elementos de la dieta como azúcar, maíz, soja y trigo, y el impacto negativo en el cuerpo es insidioso, generando enfermedades cómo el cáncer, diabetes o autismo.

Científicos sostienen que las declaraciones oficiales de la firma Monsanto, que afirman que los productos herbicidas Roundup no son tóxicas para los humanos no corresponden a la realidad de los estudios.

“El glifosato, es el ingrediente activo de Roundup®, el herbicida más popular que se usa en todo el mundo. La industria afirma que es mínimamente tóxico para los humanos, pero aquí (el estudio) nos sostiene lo contrario”, destaca la investigación realizada por Anthony Samsel, científico consultor independiente, y Stephanie Seneff del Laboratorio de Inteligencia y Ciencias de la Computación de MIT, publicada el 18 de abril. (Descargar estudio)

Según el informe, el glifosato inhibe las enzimas citocromo P450 (CYP), las cuales “juegan un papel crucial en la biología, al desintoxicar xenobióticos”. De esta manera, se transforma en un componente altamente tóxico para los mamíferos.

Los residuos tóxicos del Glifosato del Roundup se encuentran en los principales alimentos de la dieta occidental, compuesta principalmente de azúcar, maíz, soja y trigo.

Al bloquear las enzimas, “el glifosato aumenta los efectos dañinos de los alimentos transmitidos por otros residuos químicos y toxinas ambientales”.

“El impacto negativo en el cuerpo es insidioso y se manifiesta poco a poco en el tiempo, con la inflamación que va dañando los sistemas celulares de todo el cuerpo”.

En el estudio se detalla cómo hace interferencia con las enzimas CYP y actúa sinérgicamente con la interrupción de la biosíntesis de aminoácidos aromáticos por las bacterias del intestino, así como el deterioro en el transporte de sulfato de suero.

“Las consecuencias son la mayoría de las enfermedades y condiciones asociadas con una dieta occidental, que incluyen trastornos gastrointestinales, obesidad, diabetes, enfermedades del corazón, la depresión, el autismo, la infertilidad, el cáncer y la enfermedad de Alzheimer”.

La capacidad que tiene este producto a nivel de residuos en los alimentos, para inducir la enfermedad, “nos muestra que el glifosato es un ‘ejemplo de libro’ sobre la entropía semiótica exógena: la perturbación de la homeostasis por las toxinas ambientales”, destacan los investigadores.

Otro estudio publicado recientemente, que se desarrolló junto con observar los efectos de los transgénicos, también producidos por Monsanto, demostró que los herbicidas por si solos, a largo plazo en roedores, mostraron disfunción hepática y renal y un riesgo mucho mayor de cáncer, con esperanza de vida más corta.

Fuente: lagranepoca.com

Artículos relacionados:

Nuevo Estudio descubre que el maíz transgénico y el Roundup causan cáncer
Un estudio encuentra toxinas de transgénicos en un 93% de los bebés aún no nacidos
Estudio reciente encuentra la toxina Bt de los cultivos transgénicos en la sangre humana
Informe: Comparación nutricional entre el maíz transgénico y no transgénico
El Codex Alimentarius reconoce que los microorganismos modificados genéticamente pueden sobrevivir a la digestión

About these ads

~ por elnuevodespertar en 10/06/2013.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: